Calefactores de aire – La mejor selección del 2024

Aquí encontrarás una amplia selección de calefactores de aire para satisfacer todas tus necesidades de calefacción en invierno. La selección de calefactores de aire que encontrarás aquí están diseñados con la última tecnología para proporcionar un calor rápido, cómodo y eficiente en cualquier espacio de tu hogar u oficina.

Encontrarás una amplia gama para elegir, incluyendo modelos portátiles, compactos y con diferentes características como termostatos ajustables, temporizadores, modo silencioso y mucho más. También puedes encontrar calefactores de aire con tecnología avanzada de ahorro de energía para que puedas mantener tu hogar caliente sin preocuparte por el aumento en tus facturas de electricidad.

Aquí puedes ver una selección de los mejores calefactores de aire del mercado

Si antes de comprar necesitas ayuda para saber en qué aspectos deberías fijarte a la hora de escoger la estufa de aire más adecuada para tus necesidades échale un vistazo a nuestra guía de compra:

Ver guía de compra
Ver guía

    ¿Qué es un calefactor de aire?

    Un calefactor de aire es un dispositivo que se utiliza para calentar una habitación o un espacio cerrado mediante la emisión de aire caliente. Este tipo de calefactor funciona tomando aire frío del ambiente y pasándolo a través de un elemento calefactor, como una resistencia eléctrica o convector o elemento cerámico.

    Algunos modelos pueden incluir termostatos para ajustar la temperatura deseada, temporizadores para programar su encendido y apagado, y sistemas de seguridad para evitar sobrecalentamientos o apagado en caso de accidente o fallo.

    Estos dispositivos son populares porque son fáciles de usar, eficientes en la generación de calor y no requieren de instalación ni mantenimiento complicados. Sin embargo, es importante seguir las instrucciones del fabricante y tomar precauciones para evitar riesgos por mal uso.

    Calefactor de aire
    Calefactor de aire

    ¿Qué tipos de calefactores de aire existen en el mercado?

    Existen diferentes tipos de calefactores de aire en el mercado, cada uno con características y funciones específicas. Aquí te presento algunos de los tipos más comunes:

    • Calefactores eléctricos: Son los más comunes y utilizan una resistencia eléctrica para calentar el aire. Pueden ser portátiles o de pared, y son ideales para habitaciones pequeñas o para complementar el sistema de calefacción central en días muy fríos.
    • Calefactores cerámicos: Utilizan una resistencia cerámica que se calienta rápidamente y emite calor de manera uniforme. Son más eficientes que los calefactores eléctricos convencionales, pero también más caros.
    • Calefactores por convección: Funcionan calentando el aire a través de un elemento calefactor y luego expulsándolo mediante un ventilador. Son ideales para calentar habitaciones grandes, pero consumen más energía que otros tipos de calefactores.

    Es importante tener en cuenta las necesidades de cada espacio y las características de cada modelo para elegir el calefactor de aire más adecuado.

    ¿Calefactor de aire o cerámico?

    La elección entre un calefactor de aire y un calefactor cerámico dependerá de tus necesidades y preferencias personales. A continuación, se presentan algunas de las diferencias entre ambos tipos de calefactores que podrían ayudarte a tomar una decisión:

    • Tipo de calor: Un calefactor de aire produce calor mediante una resistencia eléctrica que calienta el aire que circula a través del aparato, mientras que un calefactor cerámico utiliza una placa cerámica para generar calor infrarrojo.
    • Velocidad de calentamiento: Los calefactores cerámicos suelen calentar más rápido que los calefactores de aire, ya que la placa cerámica alcanza rápidamente la temperatura adecuada.
    • Eficacia: Los calefactores cerámicos pueden ser más eficientes que los calefactores de aire, ya que la placa cerámica puede mantener la temperatura de manera más constante y uniforme.
    • Consumo energético: Los calefactores cerámicos suelen consumir menos energía que los calefactores de aire para lograr el mismo nivel de calor.
    • Ruido: Los calefactores de aire pueden generar más ruido que los calefactores cerámicos, especialmente si tienen un ventilador incorporado.
    • Precio: En general, los calefactores cerámicos suelen ser más caros que los calefactores de aire, aunque esto puede variar dependiendo de la marca y las características específicas del modelo.

    En resumen, ambos tipos de calefactores tienen sus pros y sus contras, por lo que la elección dependerá de tus necesidades y preferencias personales. Si valoras la rapidez de calentamiento y la eficiencia energética, un calefactor cerámico podría ser la mejor opción. Si, por otro lado, buscas un calefactor más económico y no te importa tanto el ruido, un calefactor de aire podría ser una buena opción.

    ¿Cuánto consume un calefactor de aire?

    El consumo de energía de un calefactor de aire eléctrico puede variar dependiendo del modelo específico y la potencia del aparato. En general, los calefactores eléctricos suelen consumir una cantidad significativa de energía, especialmente si se utilizan durante largos períodos de tiempo.

    Para tener una idea general del consumo de energía de un calefactor eléctrico, podemos hacer un cálculo aproximado utilizando la potencia del aparato. Por ejemplo, un calefactor eléctrico de 1500 vatios (una potencia común para muchos modelos) consumiría 1.5 kilovatios-hora (kWh) por hora de uso continuo.

    Si lo utilizas durante 8 horas al día, el consumo de energía diario sería de 12 kW. Esto podría significar un aumento significativo en tu factura de electricidad, especialmente si se utiliza todos los días durante largos períodos de tiempo.

    Es importante tener en cuenta que, aunque los calefactores eléctricos pueden ser convenientes y fáciles de usar, pueden ser costosos de mantener en términos de consumo de energía. Si estás buscando reducir tu consumo de energía y tu factura de electricidad, es posible que desees considerar alternativas más eficientes energéticamente, como los calefactores cerámicos o los calefactores de gas.

    ¿Cuál es el calefactor de aire que menos consume?

    En general, los calefactores eléctricos son los que consumen más energía y, por lo tanto, suelen ser los menos eficientes en términos de consumo de energía. Sin embargo, existen algunos tipos de calefactores que son más eficientes y consumen menos energía, como los siguientes:

    Consumo de un calefactor de aire
    • Calefactores cerámicos: Los calefactores cerámicos utilizan una resistencia cerámica que se calienta rápidamente y emite calor de manera uniforme, lo que los hace más eficientes que los calefactores eléctricos convencionales.
    • Calefactores por convección: Los calefactores por convección calientan el aire a través de un elemento calefactor y luego lo expulsan mediante un ventilador. Aunque consumen más energía que los calefactores cerámicos, pueden ser más eficientes que los calefactores eléctricos convencionales.

    En general, es importante leer las etiquetas de eficiencia energética y comparar los consumos de distintos modelos antes de tomar una decisión de compra.

    Asimismo, es importante tener en cuenta que, independientemente del tipo de calefactor que elijas, puedes tomar medidas para reducir su consumo de energía, como apagarlo cuando no se está utilizando o programar un temporizador para que se encienda y apague automáticamente en horarios determinados.

    ¿Como elegir un calefactor de aire?

    Al elegir un calefactor de aire, es importante tener en cuenta varios factores para asegurarse de que se adapte a las necesidades específicas de tu espacio y estilo de vida. Aquí te presento algunas consideraciones importantes:

    Tamaño de la habitaciónEs importante elegir un calefactor que tenga la capacidad de calentar el espacio en el que se va a utilizar. En general, se recomienda un calefactor de 10 vatios por cada metro cuadrado de la habitación.
    Fuente de energíaDebes elegir el tipo de calefactor de aire que se adapte a tus necesidades y presupuesto, ya sea eléctrico, a gas, por convección, cerámico, entre otros.
    SeguridadEs importante elegir un calefactor que cuente con dispositivos de seguridad, como un termostato para apagar el calefactor automáticamente cuando la habitación alcanza la temperatura deseada, y un sistema de protección contra sobrecalentamiento y cortocircuitos.
    Funciones adicionalesAlgunos calefactores pueden contar con funciones adicionales, como temporizador, control remoto, termostato programable, entre otros. Estas funciones pueden hacer que el uso del calefactor sea más fácil y cómodo.
    Costo y eficiencia energéticaDebes tener en cuenta el costo de la compra del calefactor, así como el consumo de energía que generará en el tiempo. Los calefactores con alta eficiencia energética pueden ayudarte a ahorrar dinero en la factura de energía eléctrica.
    PortabilidadSi planeas mover el calefactor de una habitación a otra, debes elegir un modelo que sea fácil de transportar y que cuente con asas o ruedas.

    Al considerar estos factores, podrás elegir el calefactor de aire adecuado para tus necesidades y tener un espacio cálido y confortable.

    ¿Por qué mi calefactor echa aire frío?

    Hay varias razones por las que un calefactor puede estar echando aire frío en lugar de caliente. A continuación, se presentan algunas de las posibles causas:

    • Termostato: El termostato del calefactor puede estar fallando y no activar la resistencia eléctrica para calentar el aire. Si el termostato no funciona correctamente, es posible que el calefactor no produzca suficiente calor o que solo produzca aire frío.
    • Resistencia: Si la resistencia eléctrica del calefactor se quema o se daña, el aire que sale del aparato puede estar frío. Si este es el caso, es posible que debas reemplazar la resistencia para que el calefactor vuelva a funcionar correctamente.
    • Fusible: Si el fusible del calefactor se quema o se rompe, el aparato puede dejar de funcionar o emitir aire frío. Deberás reemplazar el fusible para que el calefactor vuelva a funcionar.
    • Problemas en la alimentación eléctrica: Si hay un problema en la alimentación eléctrica de tu hogar o si el enchufe del calefactor no funciona correctamente, el aparato puede no recibir suficiente energía para calentar el aire.
    • Filtro de aire sucio: Si el filtro de aire del calefactor está sucio, el aire que sale del aparato puede estar frío. Asegúrate de limpiar el filtro de aire regularmente para evitar este problema.

    En resumen, si tu calefactor está echando aire frío, puede ser necesario hacer algunas reparaciones o reemplazar algunas piezas del aparato para que vuelva a funcionar correctamente. Si no estás seguro de cómo solucionar el problema, es recomendable que consultes con un técnico especializado en reparación de calefactores.

    ¿Por qué mi calefactor de aire se apaga?

    Hay varias razones por las que un calefactor eléctrico podría apagarse automáticamente o dejar de funcionar. Algunas de las posibles causas son las siguientes:

    • Termostato: El termostato del calefactor puede estar configurado para apagarse automáticamente cuando alcanza la temperatura deseada en la habitación. Si la habitación ya está lo suficientemente caliente, es posible que el calefactor se apague automáticamente.
    • Sobrecalentamiento: Algunos calefactores eléctricos tienen un sistema de protección contra el sobrecalentamiento que los apaga automáticamente si la temperatura del aparato es demasiado alta. Si el calefactor se apaga por sobrecalentamiento, es posible que debas esperar un tiempo para que se enfríe antes de encenderlo de nuevo.
    • Problemas eléctricos: Si hay un problema en la alimentación eléctrica de tu hogar o si el enchufe del calefactor no funciona correctamente, el aparato puede apagarse automáticamente. Es posible que debas verificar la conexión eléctrica del calefactor para asegurarte de que esté funcionando correctamente.
    • Filtro de aire sucio: Si el filtro de aire del calefactor está sucio, puede dificultar que el aire circule adecuadamente a través del aparato y causar un sobrecalentamiento que apague el calefactor. Asegúrate de limpiar el filtro de aire regularmente para evitar este problema.
    • Problemas mecánicos: Si el calefactor tiene algún problema mecánico, como un ventilador que no gira correctamente, es posible que se apague automáticamente. En este caso, puede ser necesario reparar o reemplazar algunas piezas del aparato.

    En resumen, si tu calefactor eléctrico se apaga automáticamente, es importante investigar la causa del problema para poder solucionarlo. Si no estás seguro de cómo hacerlo, es recomendable que consultes con un técnico especializado en reparación de calefactores.

    ¿Es bueno usar un calefactor de aire con un bebé?

    Es importante tener precaución al utilizar un calefactor de aire en presencia de un bebé. A continuación se presentan algunas consideraciones que debes tener en cuenta:

    Calefactor de aire con bebé
    Calefactor de aire con bebé
    • Seguridad: Al utilizar un calefactor de aire en una habitación con un bebé, es importante tomar medidas de seguridad para evitar posibles accidentes. Por ejemplo, es recomendable colocar el calefactor en una superficie plana y estable, lejos de objetos inflamables y fuera del alcance del bebé. También es importante asegurarse de que el calefactor tenga protección contra el sobrecalentamiento y que tenga un interruptor de seguridad que se apague automáticamente si se cae.
    • Temperatura: Los bebés tienen una temperatura corporal más alta que los adultos, por lo que es importante mantener la habitación a una temperatura cómoda para ellos. La temperatura recomendada para una habitación con un bebé suele oscilar entre los 20 y los 22 grados Celsius. Si utilizas un calefactor de aire, es importante configurarlo a la temperatura adecuada y evitar que la habitación se sobrecaliente.
    • Humedad: Los calefactores de aire pueden reducir la humedad en el ambiente, lo que puede provocar sequedad en las mucosas nasales y respiratorias del bebé. Para evitar esto, es recomendable utilizar un humidificador o colocar un recipiente con agua cerca del calefactor para mantener la humedad adecuada en la habitación.

    En general, es importante utilizar un calefactor de aire con precaución en presencia de un bebé y tomar medidas de seguridad para evitar posibles accidentes. Además, es recomendable seguir las pautas de temperatura y humedad adecuadas para mantener al bebé cómodo y seguro. Si tienes dudas sobre el uso de calefactores de aire con un bebé, es recomendable que consultes con un pediatra o un experto en seguridad infantil.

    ¿No terminas de decidirte?

    Si aún no tienes clara la elección puedes revisar otros tipos de calentadores y ver si se ajustan mejor a tus necesidades o por el contrario, terminas de convencerte de que un calefactor de aire es la mejor opción para ti.

    Paneles calefactores de pared para ahorrar espacio sin renunciar al confort.

    Paneles calefactores de pared para ahorrar espacio sin renunciar al confort.

    Chimeneas eléctricas para dar un toque de calidez a tu hogar.

    Chimeneas eléctricas para dar un toque de calidez a tu hogar.

    Radiadores de aceite para mantener caliente el ambiente por más tiempo.

    Radiadores de aceite para mantener caliente el ambiente por más tiempo.

    Estufas de pellets para una climatización eficiente y ecológica.

    Estufas de pellets para una climatización eficiente y ecológica.

    Calefactores infrarrojos para espacio pequeños.

    Calefactores infrarrojos para espacio pequeños.

    Radiadores eléctricos para calentar cualquier espacio de tu casa.

    Estufas de gas tanto para interior como para exterior.

    Estufas de gas tanto para interior como para exterior.

    Radiadores de grafeno para un mayor ahorro.

    Radiadores de grafeno para un mayor ahorro.

    Radiadores toalleros para tener siempre las toallas secas y calientes.

    Radiadores toalleros para tener siempre las toallas secas y calientes.

    Calefactores de pared para el baño.

    Calefactores de pared para el baño.

    Estufas de leña para un ambiente cálido y acogedor.

    Estufas de leña para un ambiente cálido y acogedor.

    Alfombras térmicas para el conford desde el suelo

    Alfombras térmicas para el conford desde el suelo